Medio sol amarillo

¿Para qué leemos? ¿por qué la literatura?:

Si adquieres un billete y viajas a otro país, es posible que veas las montañas, los palacios y las plazas, los museos, los paisajes y los enclaves históricos. Si te sonríe la fortuna, quizá tengas la oportunidad de conversar con algunos habitantes del lugar. Luego volverás a casa cargado con un montón de fotografías y de postales.

Pero, si lees una novela, adquieres una entrada a los pasadizos más secretos de otro país y de otro pueblo. La lectura de una novela es una invitación a visitar las casas de otras personas y a conocer sus estancias más íntimas.

Así comienza el discurso con que Amos Oz recibió el Premio Asturias de las Letras 2007.

Esto es lo que ha pasado a mí con la novela Half of a Yellow Sun, escrita por Chimamanda Ngozi Adichie. Llegué a este libro a partir de un vídeo que me gustó mucho en el que Chimamanda habla del peligro de una sola historia. Es una charla bien interesante, no os la perdáis (gracias a mi hermana Celia por enviarme el enlace a esta charla).

Hay muchas referencias a la autora y a sus libros en Internet. Me animó encontrar varias buenas opiniones de lectores en Amazon.com acerca de esta novela.

Se puede leer una versión en español de este libro.

Un lectora ha opinado “Adichie’s novel will haunt you and it will stand the test of time.” Si resiste o no el paso del tiempo ya se verá, pero he de confesar que a mí sí me ha enganchado, llevándome a la tierra de los Igbo en aquellos años en que comenzaba mi propia vida tiernamente ignorante de la coetánea guerra de Biafra.

Creo que es un hermoso libro tanto para acercarse a la geografía que riega el río Níger en su tramo final como para recorrer el interior de tantos sentimientos que compartimos las criaturas humanas.

También dijo Amos Oz:

Y por eso creo en la literatura como puente entre los pueblos. Creo que la curiosidad tiene, de hecho, una dimensión moral. Creo que la capacidad de imaginar al prójimo es un modo de inmunizarse contra el fanatismo. La capacidad de imaginar al prójimo no sólo te convierte en un hombre de negocios más exitoso y en un mejor amante, sino también en una persona más humana.

Anuncios

Acerca de Rafael Tesoro Carretero

...ya soy el olvido que seré.
Esta entrada fue publicada en letras. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s